+34 941 324 254 | restaurante@laviejabodega.es

Cerrado por vacaciones a partir del lunes 10 de enero hasta el jueves 10 de febrero ambos incluidos, volveremos el viernes 11 de febrero en nuestro mismos horario

Monasterios de Suso y Yuso

Los monasterios de Suso y Yuso, situados en la pequeña localidad riojana de San Millán de la Cogolla, se convirtieron en la Edad Media en uno de los focos culturales más importantes de la península y del sur de Europa, ya que en ellos fue donde se escribieron las famosas glosas emilianenses, origen del castellano.

Las Glosas Emilianenses ocupan un rinconcito en la memoria de los millones personas que hablan español en el planeta. Aquí se copiaron lo que para muchos son los códices más importantes y hermosos de la península.

¿Cómo llegar a San Millán de la Cogolla?

El pueblo de San Millán de la Cogolla es reconocido por los monasterios de Suso y Yuso, pero no tiene por qué terminar ahí. El interesante casco histórico y la belleza paisajística de los alrededores invitan a completar tu viaje con actividades propias de la localidad, como el enoturismo y alojamiento.

Al llegar a la localidad, verás enseguida el Monasterio de Yuso por su gran tamaño, junto a él hay un gran aparcamiento gratuito para dejar tu coche. Las visitas a los dos monasterios debes de gestionarlas por separado ya que pertenecen a instituciones diferentes.

Monasterio de Suso

Hace mil quinientos años, aquí vivió San Millán, un eremita que alcanzó los 101 años y fue canonizado. Su vida y los milagros que se le atribuyen han sido contados en numerosas obras poéticas, algunas de ellas traducidas posteriormente del latín. De todas ellas cabe destacar la que le dedicó el poeta riojano Gonzalo de Berceo.

  • Las cuevas del monasterio

Las cuevas son la parte más antigua del monasterio. En ellas se pueden ver sepulcros apiñados y superpuestos de personajes sin identificar, pero se piensa que eran ilustres por la proximidad al sepulcro del santo.

En la cueva central, que en los primeros tiempos sirvió de oratorio, estuvo enterrado San Millán hasta el año 1030 para posteriormente ser trasladado al monasterio de Yuso.

  • El cenotafio de San Millán

En la cueva llamada Oratorio de San Millán estuvo enterrado el santo. Y aquí podemos encontrar el cenotafio de San Millán.

  • El altar más antiguo de España

En esta misma cueva, a la derecha encontramos una oquedad artificial, formada por tres huecos, cada uno de ellos con una arcada de medio punto, y que hacía las veces de altar y sagrario para San Millán. Algunos autores consideran que podría ser el altar más antiguo de España.

monasterio yuso

Monasterio de Yuso: el origen del castellano

Si eres un viajero amante de la historia, lengua y literatura, este lugar está hecho para ti. Y es que el monasterio de San Millán luce con orgullo el hecho de ser conocido como la “cuna del castellano”.

Y es que el monasterio de Yuso nos invita a hacer un recorrido a través de 1.000 años de historia. En los muros de este recinto monástico se conoció la historia de un monje que escribió las primeras palabras en romance: una lengua que, evolucionada, hoy la conocemos como castellano o español.

  • Salón de los Reyes

El recorrido por el monasterio de Yuso empieza desde el Salón de los Reyes. Aquí, encontrarás una réplica del famoso Códice 60, donde están escritas las famosas “Glosas Emilianenses” que muchos consideran la primera manifestación escrita del castellano.

  • Claustro Procesional

Luego, atravesamos el Claustro Procesional de estilo renacentista, aunque con bóvedas góticas y elementos platerescos en la decoración.

  • Iglesia Catedralicia

Esta iglesia de estilo gótico tardío, fue construida entre 1504 y 1540 por orden de los monjes benedictinos de la época. Aquí, podrás encantarte con el retablo del altar Mayor, la rejería que data de 1676, la sillería del coro bajo de 1640, el trascoro de estilo rococó, el púlpito plateresco y el órgano.

Si continuamos por la planta inferior, encontramos la magnífica sacristía barroca, adornada con frescos originales en el techo que datan de 1693. Resalta además, la colección de cobres sobre la cajonera y un hermoso retablo barroco.

  • Claustro superior

Ya estamos cerca de finalizar este recorrido, el siguiente acto será acceder a la segunda planta, cuyas paredes decoran 34 lienzos que cuentan la vida de San Millán, el famoso monje local.

Para poner fin a esta visita es imprescindible acceder a la sala que alberga una colección de Cantorales, gigantescos libros con hojas de piel que seguramente pueden pesar entre 14 y 67 kilos.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp

Otros artículos de interés

0
    0
    Mi carrito
    Tu carrito está vacíoVolver a la Tienda